lunes, diciembre 16, 2013

Record conseguido

Ore no Nounai Sentakushi ga, Gakuen Love Comedy wo Zenryoku de Jama Shiteiru

El mundillo del anime se esfuerza cada año en mejor la calidad de sus productos, mejorando su animación, trabajando más sus guiones, moeizando todo lo moeizable y, por supuesto, buscando títulos absurdamente largos. Largos han sido estos últimos años en los que hemos visto proliferar series que comenzaban por "Ore", pero creo que por fin el anime ha encontrado un título tan ridiculamente largo que las temporadas venideras lo tendrán jodido para superlo.
"No puedo creer que las decisiones de mi vida estudiantil sean tan no se qué", o "Noucome" para abreviar no es una serie recomendable. Es, basicamente, una idea relativamente original desaprovechada.
Tenemos un protagonista más o menos normal al que, por cosas de la vida, de repente le cae encima una especie de maldición y de vez en cuando es como si su vida se convirtiera en una novela visual y ante una determinada situación se le aparecen dos opciones -normalmente bastante cabronas- entre las cuales tiene que elegir una. La idea no es que sea nada del otro mundo, pero es simpática, y podría dar lugar a una buena comedia. 
El problema es que no da lugar a la susodicha comedia (es más, en algunos capítulos apenas aparece la coña de las elecciones). La serie es un harem muy normalito que uno pensaría que aprovecharía lo de las opciones para provocar situaciones absurdas... pero lo que fuerza suele ser tan forzado o surreal que pierde parte de la gracia. En algun momento consigue algún que otro buen gag, pero son bastantes menos de los que la idea original podría hacer pensar que la serie conseguiría. Además, aunque sea medio inocentón, la serie recurre al echii más de lo que me gustaría, e incluso tiene un poco de humor de sal gorda que no tiene demasiada gracia y que pierde la poca que tiene al ser un gag reiterativo.
A nivel  visual es una serie normal, con un diseño de personajes bastante acorde a lo estandarizado ahora mismo en la industria, con algo de eyecandy, moe, echii y todos esos términos para definir el diseño sin personalidad de muchas series actuales. En personajes, pues lo clásico, una tsundere, una alocada, una imouto, una tontilla, una ojousama y el resto de arquetipos del género.
Una pena, no es que la serie pudiera revolucionar la industria, pero la premisa inicial creo que podría dar para bastante más de lo que esta serie ofrece finalmente.

6 comentarios:

erGuiri dijo...

1) Estar de acuerdo con lo dicho por eter.

2) Estar totalmente de acuerdo con lo dicho por eter.

Érabe...

Está claro que: 2)

Bassdrum D. Txema dijo...

Enhorabuena por el record de 700.000 visitas... si es que el contador no viene de haber dado ya una vuelta.

eter dijo...

erGuiri, es una pena, yo comence a verla ilusionado y todo cuando un compañero del trabajo me comentó el argumento y me dijo que estaba Joji Nakata como narrador de las elecciones.

Bassdrum D. Txema, gracias, dar la vuelta no creo que la haya dado, pero lo puse hace un par de años y no estoy muy seguro que las estadísticas que se inventó antes.

nvsmp dijo...

Lo de la ausencia de las elecciones es una pena. Los erabes eran lo mejor de la jodida serie, y cuando abundaban o eran ingeniosos me doblaban de la risa, pero se cortaron o los limitaron y fue más pesado, peor con los intentos de seriedad. Uff, no quiero saber más, fue entretenido mientras duro, pero no vería una hipotética segunda temporada, a menos que digan que el humor es mejor aún... qué carajos digo? igual lo vería, para ver a la genki, carambolas.

Øvn¥ dijo...

Mmm, y los doujins superaran a la historia original... O eso me han dicho XD.

eter dijo...

nvsmp, es una pena, recuerdo un episodio -creo que el 4- que al acabarlo me pregunté si había visto algún "erabe".

Øvn¥, también hay que decir que superar la calidad de la serie no es un reto muy grande para los autores de doujins.